Skip to content

Dos éxitos de ZP

Compartir

Compartir en facebook
Compartir en linkedin
Compartir en twitter
Compartir en pinterest
Compartir en email

Una cifras de paro sobrecogedoras, un déficit público galopante, una política económica absurda. Una absoluta irrelevancia en el plano internacional, apoyando a tipos como Castro o Chávez. En nuestro país se negocia con ETA, se trata de revivir el enfrentamiento guerra-civilista con absurdas leyes sobre la Memoria Histórica y se abren las puertas a un Estatuto claramente inconstitucional…

Está claro que, después de llegar al poder gracias a un atentando con 200 muertos, ZP ha dado muestras tanto de su absoluta ignorancia, como de su sectarismo y de su condición de iluminado.

Pero, ¡basta ya! Esto no es suficiente para descalificar a la entera obra de gobierno de un político que, sin duda, como todos, tendrá luces y sombras, ying y yang. Nosotros, los liberales, también sabemos reconocer cuando un político ha acertado, y en estos momentos, en los cuales ZP se desploma en las encuestas y dentro de su propio partido ya empiezan a pensar en cómo deshacerse de un personaje que puede ser perjudicial de de cara a mantener los puestos y sinecuras de toda la organización, desde esta web quiero hacer un reconocimiento a los aspectos positivos de la gestión zapateril.

En el balance global de la etapa de ZP al frente de los destinos de nuestra nación hay dos hitos, dos auténticos logros, pertenecientes a campos muy dispares que, sin duda, hay que reconocerle y que revelan tanto su visión de futuro como su categoría de estadista. Estos campos son la promoción del pádel y la lucha contra el calentamiento global, sin duda, dos temas claves y de entidad similar.

Empecemos por el pádel. Aunque denostado como un deporte de pijos y en principio más cercano al PP, ZP ha mostrado su amplitud de miras y su decisión estratégica llevando dicho deporte a todos los rincones de la geografía “estatal” gracias a los sucesivos Planes E. Así, en miles de municipios, desde pequeños pueblos a ciudades, las pistas de pádel han florecido como setas. Gracias a dicha visión, ZP, por un lado, tendrá a miles de parados practicando un deporte fácilmente accesible y, por otro, muchos jóvenes podrán alcanzar un gran nivel en dicha disciplina.

Y aquí esta el quid de la cuestión. Al igual que toda una generación de jóvenes argentinos que tuvieron que salir de su país debido al desastre económico y la falta de oportunidades, y que gracias al pádel pudieron abrirse camino como monitores y jugadores, muchos jóvenes españolitos podrán hacer lo mismo en un futuro muy cercano. Esto, tanto su futura salida de España como su maestría con la pala, es algo que tendrán que habrá que agradecer a ZP.

Seguimos con el siguiente hito. La lucha contra el Calentamiento Global. Otro tema importante, sobre todo para el futuro del Planeta, y de la Raza Humana… tanto como el pádel. Aquí sí, ZP lo ha conseguido. A las pruebas me remito. Desde que el 14-M llegó al poder, dispuesto a luchar contra algo que “ha causado más muertos que el terrorismo” ZP dixit, el Calentamiento Global se ha parado, literalmente.

Desde entonces, la temperatura media global no solo no ha subido sino que ha bajado, la capa de hielo en el Ártico ha aumentado y en España hemos tenido los inviernos más fríos de las últimas décadas. Incluso, un problema como la “pertinaz sequía” que siempre ha castigado al agro andaluz ha dejado de ser historia y si no que se lo pregunten a los jerezanos.

¿Cómo lo ha conseguido? ¿Cómo un simple mortal como ZP ha sido capaz de cambiar el clima, de dominar la lluvia y las tormentas? Una tarea que antes las sociedades humanas, en su desesperación, encomendaban a dioses como Thor, como Júpiter, ha sido resuelta por ZP.

Subvencionando  bombillas de bajo consumo, llenando las sierras de molinillos subvencionados, subvencionando los huertos solares (que en muchos casos funcionan gracias al gas-oil subvencionado), subvencionando todo tipo de alternativas energéticas deficitarias, carismas e insostenibles. De esta manera ZP ha doblegado al clima, se ha impuesto a los elementos y ha demostrado que aunque “la tierra solo pertenece al viento”, él sabe cómo manejarlo. En fin, que no todo es malo en la etapa ZP…

Habrá que ver si Rajoy es capaz de superarlo…, yo no lo tengo muy claro.

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más artículos

El proyecto intelectual de Carl Menger

Carl Menger no planteó su libro como una crítica frontal a quienes se oponían al mercado libre, sino como una defensa más fundamentada del mismo.